La Policía secuestró cuatro motos, dos recuperadas y dos con adulteraciones

Las intervenciones se realizaron en esta ciudad y el interior provincial 

Efectivos de la fuerza provincial aprehendieron a tres hombres y un menor por su presunta vinculación a los ilícitos, secuestró dos motocicletas que presentaban adulteraciones y recuperó otras dos que fueron sustraídas en diferentes sectores.

Personal de la Comisaría El Colorado recuperó una motocicleta Brava Nevada de 110 cilindradas y retuvo a un menor implicado en el hecho, el martes último. 

El procedimiento se realizó tras observar por calles internas del barrio 135 Viviendas, que un joven se desplazaba a pie trasladado una motocicleta, al ver a los uniformados pretendió huir y fue aprehendido con el rodado sustraído.

El segundo procedimiento se llevó adelante en la mañana del domingo último, cuando efectivos de la Comisaría Segunda y la brigada de Investigaciones se abocaron a averiguar la sustracción de una motocicleta Honda Biz, sustraída horas antes de una vivienda del barrio La Pilar.

Durante ese trabajo de campo, obtuvieron algunos datos y llegaron hasta una vivienda deshabitado del barrio Mariano Moreno, donde aprehendieron al sujeto sindicado como autor del hecho, y en el interior de la vivienda encontraron y secuestraron la moto que estaban buscando. 

Por otra parte, el viernes último, personal de la Dirección General de Policía de Seguridad Vial (DGPSV) que realizaba un control de motos en avenida 8 de Abril y calle Juárez, detecto que una motocicleta Honda Biz conducido por un hombre de 26 años presentaba adulteraciones en el número de chasis y motor; además las documentaciones que tenía el conductor eran apócrifas; por lo tanto el conductor terminó detenido.  

El último procedimiento, se llevó a cabo el domingo último alrededor de las 2:20 de la madrugada, cuando los uniformados realizaban control vehicular en la calle San Martín y Corrientes del barrio Centro. 

Al detener la marcha de una motocicleta conducida por un sujeto de 22 años, se le solicitó que exhiba las documentaciones, observando que la cédula del moto vehículo era apócrifa. 

Con la colaboración del personal de la Dirección General de Seguridad Vial, detectaron que además la numeración de motor y chasis fue suprimida y sobre escrito con signos evidente de adulteración, como así la patente colocada no era la original. 

En todos  los casos, se realizaron las actuaciones con la colaboración del personal de la División Informática y Dirección General de Policía Científica, quienes documentaron los procedimientos, se secuestraron las motos y se puso todo a disposición de la Justicia. 

Comentarios